Reglamento de Regatas

Empates

por Juan Carlos Soneyra

Las formas de resolución de empates que presenta el Reglamento de la ISAF son un tanto complejas y es bueno que el competidor sepa algo de ellas pues no siguen una lógica lineal; son como las reglas del póker, la escalera menor gana a la mayor pero pierde ante la del medio.

    La condición de empate en una regata puede tener dos orígenes diferentes. En una regata de monotipos el empate se produce cuando dos o más yates tocan en el mismo instante (con casco, equipo o tripulación en posición normal) el plano vertical que contiene a la línea de llegada. Es una situación harto difícil y solo en una ocasión en mi larga actuación como Oficial del Día registré un empate. Fue en una regata match. La otra fuente de empates es cuando el producto del tiempo real empleado por un yate para completar el recorrido multiplicado por el coeficiente de handicap da un número igual al obtenido por otro yate participante. En aquellos casos donde proceda se sumarán los puestos sucesivos que resultaron empatados y se dividirá por dos, asignando ese puntaje a cada competidor. Si la prueba es única se compartirá el trofeo o se darán premios iguales.

    El empate en un torneo, serie o campeonato, se produce cuando el puntaje total de dos o más participantes es el mismo. La resolución de estos empates está cubierta por la regla 8 del Apéndice A del RRV. Veamos como se resuelve cada caso.

    Lo primero que manda la regla 8.1 es ordenar todos los puntajes obtenidos por los competidores empatados de mejor a peor, en el primer puntaje donde haya una diferencia, el empate se resolverá a favor del menor puntaje. No se usará ninguno de los puntajes descartados.

    Tomemos por ejemplo un triple empate en un minicampeonato de dos regatas sin descarte. Los empatados fueron A = 8º   8º; B = 7º   9º y C = 10º   6º. Todos obtuvieron un puntaje total de 16 puntos. Ordenando como manda la regla queda A: 8, 8; B: 7, 9 y C: 6, 10. La resolución del empate es a favor de C que es quien tiene el menor puntaje (6) en el primer valor a comparar, luego clasifica B (con su 7) y por último A (que tiene un 8 como el menor de sus puntajes). Empate resuelto.

    En el mismo minicampeonato hubo un empate por puntos entre los dos primeros X = 1º   3º e Y = 3º   1º. Aplicando la regla A8.1 la comparación es X: 1, 3; e Y: 1, 3. El empate no se resuelve.

    Si acaso el atento internauta estuviera siguiendo el ejemplo con el Reglamento de Regatas a Vela 2001 - 2004 a la vista, tengo que decirle que la regla A8.2, tal como la lee en la página 35, ha dejado de existir por disposición de la ISAF y la regla A8.3 lleva ahora ese número (A8.2) manteniento su texto original.

    Es necesario entonces recurrir a la regla A8.2 (antigua A8.3) que manda clasificarlos en el orden de los puntajes de la última regata. De resultas de ello Y es el ganador por haberle ganado a X en la última regata. Empate resuelto.

    Para complicar más la lección pondremos un caso más complejo: Seis regatas con un descarte, que figura entre paréntesis

Yate 

Reg1 

Reg2 

Reg3 

Reg4 

Reg5 

Reg6 

Total

A

1

2

3

4

5

(7)

15

B

(8)

4

2

1

3

5

15

C

3

5

4

(9)

2

1

15

Ordenando de mejor a peor como indica la regla A8.1

A

1

2

3

4

5

X

15

B

1

2

3

4

5

X

15

C

1

2

3

4

5

X

15

El empate continua sin resolver.

    La solución está dada por la regla A8.2 y los empatados serán clasificados en el orden de los puntajes de la última regata. El ganador es C (1º), seguido por B (5), luego clasificará A (7). Sí aún así se mantuviera algún empate se resolverá trasladando la comparación a la penúltima regata y así sucesivamente hasta resolver todos los empates. Se usarán todos los puntajes, aún si fueran descartados y está es la primera y única vez que se emplean estos puntajes descartados para resolver algún entuerto.

    Paso a paso y en sucesivas etapas siempre existe un camino para resolver un empate.

    Si encuentra un caso imposible de solución envíelo que trataremos de hacer algo para buscarle la solución adecuada o modificar la regla.

¡Hasta el próximo empate!

Juan Carlos Soneyra